No solamente Gudiño y Ochoa son representantes mexicanos en el arco nivel de primera profesional en ligas europeas. Pues cuando pensábamos que la mejor fusión entre Inglaterra y México, era tomar un autobús del Piccadilly Circus y un puesto de tacos, hacer un foodtruck de tacos de dos pisos; llegan un padre inglés y una mamá mexicana (para que madre no suene despectivo) y procrean un bebé porterito que puede jugar en selección de Inglaterra, España y por supuesto México. No te sientas Antonio Pedroza, que al mencionar una mezcla mexainglesa, también nos acordamos de ti.

Y aquí es donde te preguntarás, con respecto a la información del párrafo anterior, ¿Porqué puede jugar en España?. Te explico ese cancerbero de nombre Oscar (sin acento por pasaporte británico) Whalley , inició su carrera en terrenos de juego ibéricos en la academia del Zaragoza, y para la temporada 2014-15 debutó en primera división, sin embargo los siguientes años los pasó a la sombra del guardameta argentino Leo Franco.

Paso a Segunda para repuntar en Primera.

La experiencia de con quien competía por el puesto de los ”3 palos” lo hizo decidir a migrar en 2015, su cesión apuntó al Huesca de la división de plata española. Ahí fue donde se afianzó de la confianza necesaria para tomar la titularidad, destacadas actuaciones como una en Copa del Rey frente a Villarreal le hicieron ponerse en la mira de varios clubes de la Championship (2da. div. de la Premier League Inglesa), pero al final consiguió regresar en 2016 a La Liga con el Real Sporting de Gijón.

Sobre su posible llamado a la selección mexicana, no se ha declarado, ni esta a su vez la ha buscado para integrar alguna de sus categorías. Cabe mencionar que Whalley  ya se estrenó con España Sub 21 vs Bélgica el 12 de Noviembre de 2014,ingresando al terreno de juego en el minuto 56 del partido y recibiendo  dos goles en una derrota del combinado español por 4-1. Hoy a sus 23 años, un año después de su llegada, Oscar inició un partido con el equipo de Gijón el pasado 6 de Septiembre de 2017.

Comentarios